Temas

A

Buscar

‘Truck platooning’: tecnología para unas rutas por carretera más seguras, eficientes y sostenibles

La tecnología del 'truck platooning' está llamada a revolucionar la logística, optimizando el transporte terrestre y economizando combustible y emisiones nocivas. Por supuesto, también afectará a las infraestructuras portuarias, que deberán adaptarse a este nuevo tipo de camiones semiautónomos.

Publicado el 9 noviembre 2018
Vehículos conectados de Volvo, que formaron parte del European Truck Platooning Challenge 2016 [Imagen de Volvo Group]

Pero ¿de qué estamos hablando cuando hablamos de truck platooning? Se trata de un grupo de camiones conectados que circulan uno detrás de otro formando una suerte de convoy. Los vehículos se comunican entre sí o con la infraestructura a lo largo de una determinada ruta, coordinando frenadas y unas velocidades que se mantienen constantes. Esta tecnología favorecerá un ahorro de costes (tanto en combustible como en recursos humanos) creando una circulación más fluida y segura en el entorno portuario. Puede ser una de las tecnologías, junto con los sistemas de reserva, que solucionen el problema de la congestión (y el consiguiente impacto medioambiental) en las terminales de contenedores.

Estos camiones semiautónomos pueden comunicarse V2V (vehicle to vehicle) o V2I (vehicle to infrastructure), o bien una mezcla de ambos. En el caso de los sistemas de comunicación vehículo a vehículo, se valen de conexión wifi, radares, cámaras frontales y posteriores y vídeos en tiempo real para dirigir estos convoyes conectados de forma virtual entre ellos, que circulan con una distancia de entre 10 y 15 metros de separación entre ellos.

Truck platooning se refiere a un grupo de camiones conectados que circulan uno detrás de otro formando una suerte de convoy. Los vehículos se comunican entre sí o con la infraestructura a lo largo de una determinada ruta, coordinando frenadas y unas velocidades que se mantienen constantes.

Principales beneficios del truck platooning

Según ACEA, la asociación europea de fabricantes de automóviles, las ventajas del platooning se pueden desglosar en cuatro áreas: medio ambiente, seguridad vial, eficiencia para la cadena de suministro y, por último, beneficios para las empresas que apuesten por esta tecnología.

En cuanto a la vertiente medioambiental, se calcula que puede reducir las emisiones de CO2 hasta en un 10% respecto al transporte con camiones convencionales (como se ha señalado, se debe a una circulación más constante y armoniosa, con menos frenadas y acelerones). A esta eficiencia contribuye también que el vehículo que lidera el convoy reduce la resistencia del aire de los que le siguen (algo así como el efecto que tiene un pelotón de ciclistas), contribuyendo también al ahorro de combustible. Esta reducción en consumo y emisiones no es desdeñable si tenemos en cuenta que el transporte de mercancías constituye un cuarto de las emisiones de gases que incrementan el calentamiento global en Europa y la principal causa de la polución en las ciudades. Es el sector, además, que menor reducción de emisiones ha experimentado en los últimos años.

Respecto a la seguridad en carretera de conductores y carga, la automatización de la circulación y los frenos hacen que el tiempo de reacción del conductor se reduzca a cero, eliminando asimismo otros factores de riesgo asociados a los errores humanos, como la fatiga o las distracciones (el factor humano es la causa del 90% de los accidentes en carretera). Es también una apuesta por la eficiencia, en cuanto que permite optimizar el transporte por carretera, evitando congestiones y retenciones. Todas esas ventajas repercuten en beneficios para las empresas y organizaciones que apuesten por el platooning, a lo que se suman el ahorro de combustible (que se calcula representa alrededor de un 30% de los costes del transporte en camiones), también mejorará la situación de los conductores, que podrán realizar otras tareas mientras se encuentran en los camiones automatizados (y estarán sometidos a menos tensión y estrés). Los datos señalados proceden de un estudio realizado por la consultoría holandesa TNO sobre esta modalidad de transporte.

Se calcula que este sistema puede reducir las emisiones de CO2 hasta en un 10% respecto al transporte con camiones convencionales gracias a una circulación más constante y armoniosa, con menos frenadas y acelerones.

Primeras pruebas

Hasta la fecha, se han realizado varias pruebas de esta tecnología en Europa. Así, en 2016 el gobierno holandés organizó un desafío que lanzó a marcas de camiones como Volvo, Daimler y Scania. Una docena de camiones de las mencionadas marcas viajaron desde sus fábricas hasta el puerto de Rotterdam, circulando durante casi 2.000 kilómetros y cruzando hasta cuatro fronteras europeas en una exitosa prueba que, sin embargo, no parece haber servido para impulsar el uso habitual de esta tecnología.

Eso sí, las iniciativas en la UE continúan. Así, hemos asistido al nacimiento del consorcio Ensemble, que reúne a varias compañías (DAF, DAIMLER, IVECO, MAN, SCANIA y VOLDO GROUP, que incluye camiones fabricados bajo las marcas Volvo & Renault) que se comprometen a que el truck platooning sea pronto una realidad y que, además, sus vehículos sean compatibles entre ellos para formar esos convoyes. El proyecto, que se ha puesto en marcha a mediados de este año, se prolongará durante los próximos tres años. El primer año se concentrará en agrupar y definir los requerimientos y desarrollo de un diseño de referencia. Este diseño se desarrollará e implementará en los vehículos de las marcas participantes en el consorcio. El tercer año se testarán los platoons multimarca en diferentes carreteras europeas.

Más recientemente, en el marco de la Experience Week Connected Transport, celebrada en el puerto de Rotterdam a principios del mes de octubre, se han realizado hasta 250 pruebas de convoyes conectados en rutas por las ciudades de Helmond, Tilburg, Moerdijk, Roosendaal, Aalsmeer y el área de Rotterdam/Maasvlakte.

El consorcio Ensemble reúne a varias compañías que se comprometen a que el truck platooning sea pronto una realidad y que, además, sus vehículos sean compatibles entre ellos para formar esos convoyes.

Daimler probó camiones conectados formando un convoy en carreteras norteamericanas. [Imagen: Daimler]

Por su parte, en Estados Unidos, el pasado verano, la división norteamericana de Volvo, en colaboración con la empresa de mensajería y transportes FedEx y la North Carolina Turnpike Authority (que gestiona las autopistas de ese estado) testaron una ruta de un convoy de tres camiones comunicados entre ellos que viajaron a una velocidad constante de unos 100 km/h con una diferencia de tiempo de 1,5 segundos y una distancia de separación inferior a la habitual para los camiones circulando por autopistas.

Repercusiones para el entorno portuario

La implantación y progresiva popularización de esta tecnología tendría consecuencias directas sobre los puertos, más allá de la mencionada disminución de la congestión en los accesos a las terminales y los alrededores de los puertos. Se podrían programar y planificar mejor las actividades en las terminales de contenedores, sobre todo el acceso y la salida de los camiones, de manera más precisa que con los Gate Appointment Systems, pero también haría más eficientes las operaciones de transporte entre terminales. Por otra parte, al conocer el orden de los camiones con tanta exactitud como antelación, se podría organizar la disposición de los contenedores en la terminal, reduciendo asimismo el tiempo de búsqueda y reposicionamiento a la llegada de estos.